Vesuvianita

Vesuvianita

Para comprar anillo de plata de este mineral clica aquí .

Si quieres comprar Vesubianita en bruto clica aquí.

Vesuvianita, también conocida como idocrasa

La Vesuvianita Se recomienda para mascotas adoptadas o que han sido maltratadas ya que les ayuda a superar el shock y trauma.                       

Provee un vínculo con el yo superior y la información que este ofrece al alma en encarnación.

Psicologicamente, libera de los sentimientos de aprisionamiento y restricción.

Ayuda a sanar experiencias de vidas pasadas en que se ha sido un prisionero, o de extremo peligro, o de restricciones emocionales y mentales.

Disuelve suavemente la cólera y alivia el miedo, creando seguridad interna.

Tiene fuertes conexiones mentales.

Abre la mente y limpia los patrones de pensamiento negativo para que pueda funcionar con claridad.

Estimula la inventiva y el impulso de descubrir, vinculándolo con la creatividad.

Fortalece el esmalte de los dientes y restaura el sentido del olfato.

Ayuda a asimilar los nutrientes de los alimentos.

Disipa la depresión.

Posicionalo tal como resulte apropiado.

La vesuvianita, también conocida como idocrasa, es un sorosilicato de fórmula Ca10(Mg, Fe)2Al4(SiO4)5(Si2O7)2(OH,F)4 que puede presentarse de color verde, marrón, amarillo, o azul.

La vesubianita aparece como cristales tetragonales en depósitos de tipo skarns y en calizas que han sido sometidas a metamorfismo de contacto.

Los cristales más límpidos suelen utilizarse como gemas.

Fue descubierta como xenolitos en el monte Vesubio, de ahí su nombre y fue descrita por Abraham Gottlob Werner en 1795.1​.

La vesubianita se considera una piedra limpiadora y transmutadora.

Aporta claridad mental y ayuda a superar esquemas negativos de pensamiento.

Favorece la liberación y superación de viejas memorias y traumas, fomentando la seguridad interior. Se dice que tiene una energía suave y compasiva.

La Vesuvianita también estimula la sinceridad y la creatividad.

Ayuda a tomar la propia responsabilidad y aporta estabilidad. 

Deja una respuesta